Sobeler.com

sábado, 22 de noviembre de 2014

SUNWAYMAN M11R Ti DREAM

SUNWAYMAN M11R Ti DREAM
LED: CREE XM-L2 
Batería: 1x (R)CR123a (1x AA, 1x 14500 con extensor opcional)
Modos: 8 (Bajo-Medio-Turbo/Alto-Firefly-SOS-Estroboscópico-Beacon)
Interruptor: Anillo magnético
Fecha: Noviembre 2014
Enlaces: 
Banggood · Sunwayman · Hilo en ForoLinternas

PRESENTACIÓN:
Teniendo un pie ya en las fechas navideñas, las marcas aprovechan para ir sacando sus modelos más exclusivos y limitados, invitándonos a nosotros, grandes amantes de sus creaciones a aumentar nuestras colecciones con estas pequeñas obras de orfebrería que nos tientan, y de qué manera…
En esta ocasión, tenemos sobre la mesa la Sunwayman M11R Ti Dream. Se trata de una versión actualizada de la Sirius, una versión en Titanio de una de, en mi humilde opinión, las mejores linternas que Sunwayman ha comercializado desde sus orígenes.

La M11R de aluminio anodizado es una pequeña linterna EDC, que aunque no resulta ultracompacta o superligera como si lo hacen otras de la competencia, ofrece un excelente interfaz de usuario gracias a su anillo magnético de cuatro posiciones fijas mediante el cual podemos seleccionar los distintos modos, careciendo por completo de un interruptor mecánico.

La primera versión de titanio de esta linterna, apodada por la marca como M11R Sirius, la cual vimos hace ya un buen puñado de meses, trasladaba todo ese encanto natural de la versión base a un nuevo nivel de exclusividad, ofreciendo una linterna exquisita mecanizada íntegramente en titanio.

Ahora, Sunwayman ha lanzado una nueva actualización de este modelo, ahora apodada Ti Dream (sueño de titanio), que compartiendo el diseño de la Sirius se le han instalado seis pequeños viales de tritio entre sus aletas disipadoras e incorpora ahora un XM-L2 como emisor LED. Además, la producción global de este modelo está limitada a solo 300 unidades.

El empaquetado tiene también un diseño nuevo, viniendo ahora la linterna presentada en una original caja de plástico tipo militar, en la que en su interior, generosamente rodeada de espuma sintética protectora encontramos, en sendos recortes, la linterna y su funda que contiene los un juego de o-rings de recambio y una correa muñequera con mosquetón.
Si retiramos la espuma protectora encontramos en el fondo el manual de instrucciones, y la tarjeta de garantía de la linterna, así como un pequeño folleto informativo con las últimas novedades del fabricante.

ACABADO EXTERIOR:
El acabado exterior de la Ti Dream, al igual que con la Sirius es simplemente genial. Mecanizada íntegramente en titanio TC4, el pulido de las superficies es extremadamente bueno, casi una obra de orfebrería.
Cuenta con tan solo dos gravados en los laterales del tubo con el logotipo y marca en un plano y el modelo en otro. Siendo una tirada limitada de unidades, no hay un número de serie en ella, como si vimos en la V11R Mirage.
El mecanizado exterior es bastante distinto al de la versión base en aluminio anodizado de la M11R. Se sustituye las zonas de knurling de la versión base por diferentes mecanizados de sofisticadas formas. El anillo magnético está rodeado por hendiduras que facilitan su operación, y la zona central del tubo tiene varias pistas rodeando los distintos planos que la componen.
La cola de la linterna mantiene su aspecto original, con una base plana que nos permite el tailstand sin problemas ya que la tornillería del clip queda por debajo del perfil. En el lateral tenemos un orificio para el mosquetón o la correa muñequera.
La óptica de la linterna llega limpia y en perfectas condiciones. Un cristal con tratamiento anti-reflectante como lente nos enseña un reflector ligeramente rugoso que enfoca correctamente el XM-L2 en su fondo.
El bisel es plano, seguido por una pequeña zona con varias aletas disipadoras antes de llegar al anillo magnético. Entre las aletas disipadoras se han taladrado seis orificios longitudinalmente en los que se encuentran alojados los viales de tritio, que se muestran en dos secciones cada uno a través del espacio libre que dejan las aletas. 
El color del tritio es el típico verde “radiocativo”, muy luminoso y perfectamente localizables en condiciones de baja luminosidad ambiental.
En el interior vemos el contacto positivo para la batería en latón o cobre, rodeado por un aislante de color negro. Dos pequeños tornillos Phillips sujetan una cubierta metálica que nos impide divisar el circuito de la linterna.
Las roscas, con apenas dos hilos, tienen un corte cuadrado estupendo. Al estar la linterna completamente mecanizada en titanio existe la típica sensación arenosa al roscar y desenroscar, pero no es especialmente molesta. En comparación con la Sirius, las roscas tienen un poco más de tolerancia, por lo que el tacto arenoso es casi inapreciable.

El tubo tiene unas paredes de un grosor considerable, aportando una rigidez y sensación de dureza muy alta. En su fondo vemos un resorte para el contacto negativo de la batería. La linterna carece de interruptor mecánico, por lo que no hay electrónica en el tubo.

El clip llega instalado, y tiene forma de L invertida, atornillado en la cola mediante dos tornillos allen. El accesorio “spike” (no incluido de serie en este modelo) se puede instalar en cualquiera de los dos orificios roscados de los tornillos del clip, previo retirado de uno de ellos.
INTERFAZ DE USUARIO:
Como en la Sirius, la Ti Dream se diferencia por tener 8 modos frente a los de la versión base de la M11R que cuenta con solo 6.

Sunwayman ha implementado un modo doble, compartiendo el modo alto y turbo en el mismo lugar, y separándolos por un stepdown controlado por tiempo, al que ya veremos con más detalle en el apartado reservado para el rendimiento.

Por lo tanto, la secuencia de modos es así:


Vemos como el anillo magnético rotatorio, a diferencia del de ajuste continuo variable empleado en la V10R y V11R, tiene 4 posiciones fijas: Apagado, modo Bajo, modo Medio y modo Turbo/Alto.

Para acceder a los modos especiales tendremos que hacer diversas combinaciones, todas ellas muy sencillas. Los modos extra frente a la versión base son el firefly (un modo ultrabajo de menos de 1LM) y el modo Beacon, que es una baliza de localización que emite un flash cada aproximadamente dos segundos.

El reparto de los modos es bastante acertado, con unas intensidades muy bien equilibradas dentro del rango deseable para una linterna de estas características.
(Todas las mediciones están tomadas siguiendo el procedimiento ANSI NEMA FL1, tomando como valor el punto más alto de la lectura comprendida entre el segundo 30 y el 120 tras su encendido. Más detalles aquí.)

Como podéis observar,  el reparto de modos parece estar muy bien proporcionado, con salidas equilibradas para el tamaño y uso de una linterna de estas características. El modo Turbo se queda bastante lejos del espeficicado por la marca, y el modo Alto parece estar especificado para baterías primarias de 3V.

Por último, tenemos el detalle del consumo parasitario. Al carecer por completo de un interruptor mecánico, la Ti Dream está virtualmente siempre encendida, incluso con el anillo en posición OFF. SWM habla de un corriente de 50uA (0.05mA), pero he podido advertir que obtendremos dispares resultados dependiendo el tipo de batería que usemos.
Desafortunadamente, no existe una opción de bloqueo factible ya que las roscas son completamente conductoras, siendo la extracción de la batería la única forma segura de evitar dicho consumo parasitario.

RENDIMIENTO:
Como se trata de una pieza de colección vamos a centrar este apartado en la manera en la que SWM ha establecido el stepdown controlado por tiempo en el modo Turbo. Para ello he modificado ligeramente la plantilla de las gráficas para que el eje X, que muestra las etiquetas de tiempo esté dividido en segundos en lugar de minutos como hago habitualmente. El eje Y queda intacto y muestra la salida de luz capturada por la esfera integradora, solo que a una frecuencia de dos muestreos por segundo en lugar de mi habitual muestreo de 15 segundos.
En la gráfica tenemos representadas, mediante tres líneas de distintos colores, los primeros cuatro minutos de uso contínuo de las tres versiones de M11R que poseo. Es interesante ver como la Ti Dream ofrece un línea casi idéntica a la Sirius solo que con unos 25LM extra, lo que se traduce en un 8,33% de rendimiento extra de este XM-L2 (de bin desconocido) frente al XM-L U3 de la Sirius. 
La versión base con XM-L2 carece de stepdown, y contrariamente a lo que ocurre con otras marcas que ofrecen alternativas de titanio en modelos existentes en aluminio, es menos bastante potente durante estos primeros minutos de uso.

PROYECCIÓN:
La M11R Ti Dream ofrece una proyección claramente inundadora, con un gran hotspot central no demasiado definido que se degrada progresivamente fundiéndose de forma muy gradual con el spill:
Nada cambia frente a las versiones anteriores, ya que emplean el mismo reflector. La linterna mantiene una proyección inundadora, y conserva el leve anillo más oscuro que el resto de la luz de derrame que rodea al hotspot.

El tinte, para ser un Cree XM-L2 de última generación no está nada mal. No predomina ningún tono, siendo un CW muy muy bueno, de los mejores que hasta la fecha he visto salir de un Cree XM-L2 de última generación.


CONCLUSIÓN PERSONAL:
Poco que contar aquí. Como enamorado de este tipo de linternas exclusivas Sunwayman sabe cómo encandilarme y sus versiones fuera de lo corriente se convierten casi siempre en imprescindibles para mi colección. Con una V10R Ti+, M11R Sirius y varias V11R Mirage, estaba claro que había un hueco para esta Ti Dream. Uno puede pasarse horas examinándola casi con una lupa disfrutando de cada uno de los detalles de su cuerpo, y elogiando la exquisita habilidad empleada para su mecanizado. Los tritios, aunque sean una idea ya conocida por muchos gracias a los modders de CPF y compañía, ofrecen algo hasta ahora nunca visto en una linterna de fábrica. Más allá de su atractivo visual, resultan extremadamente útiles para localizar la linterna cuando estamos completamente oscuras.

EagTac D25C Clicky Ti · SWM M11R Sirius · SWM M11R Ti Dream · SWM V10R Ti+ · Jetbeam TCR10
Su interfaz de usuario, con un anillo magnético con posiciones fijas me parece mucho más práctico, ya que disponemos de algo que con sus hermanas V1xR no tenemos, y es que sabemos perfectamente en qué modo estamos y por lo tanto podemos hacer estimaciones más o menos fiables de la autonomía de la que disponemos. Con las linternas de ajuste variable continuo, solo conocemos a ciencia cierta su autonomía cuando la llevamos al extremo máximo o mínimo del anillo.

Aspectos negativos: El único punto negativo que desde un punto de vista objetivo puedo ponerle a la nueva M11R Ti Dream es la ausencia de un grabado con el número de serie único, algo que Sunwayman si hizo en la V11R Mirage, y que no entiendo por qué no reproducen en esta Ti Dream o la anterior Sirius. También me hubiese gustado que el modo superbajo estuviese en el primer retén, pero eso quizás sea ya algo totalmente subjetivo.

Aspectos positivos: Tener una de entre las 300 que se van a fabricar es ya de por si un buen argumento. Además la linterna, aunque no es precisamente económica, mantiene un precio razonable si tenemos en cuenta los viales de tritio y la actualización del emisor frente al precio de mercado de la versión anterior. Una pequeña joya que además de preciosa y exclusiva es perfectamente usable con un reparto de modos excelente y un interfaz de usuario maduro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Hola!
Debido al spam, todos los comentarios se moderan. No te preocupes si tu comentario no aparece al instante, ya que tenemos que verificar que no se trata de publicidad fraudulenta.
Disculpa las molestias!