Sobeler.com

jueves, 1 de mayo de 2014

OLIGHT O'PEN

OLIGHT O’PEN
LED: CREE XP-G2 
Batería: 2x AAA
Modos: 3 (Alto-Medio-Bajo) con memoria.
Interruptor: Reverse en el tailcap.
Fecha: Mayo 2014
Enlaces:

PRESENTACIÓN:
Una de las novedades recientes por parte de la conocida marca Olight lanzada hace ya algún tiempo que me llamó la atención por su peculiar forma es este Olight O'Pen, una linterna con forma de bolígrafo que utiliza dos baterías AAA comunes y utiliza un clicky trasero como interruptor. Olight ofrece este modelo en cuatro colores distintos para su anodizado, en azul, rojo, marrón y negro. Personalmente he optado por el color negro de toda la vida ya que según tengo entendido este es el único de los cuatro que tiene un anodizado HA III, por lo que se supone aguantará mejor el uso descuidado al que voy a someter a esta linterna.

La linterna llega en una exquisita caja de plástico translucida muy bien presentada, en la que además de la linterna colocada muy vistosamente en su interior encontramos dos baterías AAA alcalinas Duracell empaquetadas, un juego de juntas de recambio y varios folletos publicitarios con información sobre otros modelos de la marca, así como un manual de instrucciones bastante detallado.

ACABADO EXTERIOR:
El aspecto del O'Pen es muy distintivo y peculiar, con unas formas muy elegantes. Mecanizado en aluminio anodizado, cuenta con un acabado exterior liso con diversas líneas mecanizadas a lo largo de su cuerpo, dándole un toque muy distintivo. 
El acabado del anodizado es muy bueno, sin diferentes tonos en las múltiples piezas que componen la linterna, con un tono mate bastante bueno.
Cuenta con varios detalles en acero, como el bisel, un anillo junto la unión con el tailcap o el clip de bolsillo instalado en el clicky. 
La óptica del O'Pen es realmente pequeña y cuenta con un diminuto reflector OP en el que encontramos bastante bien centrado el XP-G2 de bin no especificado. La lente parece de cristal con tratamiento AR. El bisel que sujeta la lente parece estar fabricado en acero pulido. En el interior de la cabeza vemos el diminuto driver del penlight, con una ligera protuberancia en su centro para el contacto con el polo positivo de la batería. 
Las roscas son cuadradas (trapezoidales) en todas las uniones de las distintas piezas de la linterna, en aluminio crudo en cabeza y clicky, y anodizadas en la unión con el tailcap. Todas las roscas están provistas de o-rings, y llegan limpias y secas, a excepción de la anodizada del tailcap que cuenta con una ligera capa de grasa de silicona.
El clip de bolsillo tiene un acabado estupendo, con un el logotipo de la marca en relieve negativo sobre el metal. La tensión del clip es bastante buena por lo que se sujeta de forma segura al bolsillo de una camisa. El clip parece ser extraíble, ya que va sujeto mediante roscado, y cuenta con una pequeña muesca que una vez apretado impide que gire.
El interruptor reverse está situado en el tailcap y tiene un botón de plástico. El tacto es bastante bueno, con un tacto preciso y muy poco juego lateral entre las distintas piezas, por lo que parece difícil que se quede encallado como suele ocurrir en las típicas linternas baratas (Tank007 por ejemplo) con pequeños interruptores clicky en el tail. 
El interruptor está embutido dentro del tail de la linterna, y solo muestra un pequeño muelle sobresaliendo de su alojamiento.

INTERFAZ DE USUARIO:
El O'Pen cuenta con un interfaz de usuario bastante básico y sencillo, libre de modos estroboscópicos, muy acertado en mi opinión para el uso sobre el cual se diseñó el penlight.
La secuencia de modos es sencilla, con solo tres intensidades seleccionables desde el interruptor reverse:



  • Encendido y apagado: La linterna se enciende y apaga mediante el interruptor reverse situado en el tailcap. Al ser este un interruptor reverse, la linterna no puede ser encendida en modo momentáneo, y necesita de una pulsación completa (pulsar hasta el fondo y soltar) para que se encienda.
  • Operación de cambio de modos: Con el O'Pen encendido, pulsamos ligeramente el interruptor hasta interrumpir momentáneamente el circuito y al soltar, la linterna cambia de modo en orden ascendente. 
  • Memoria de modo: La electrónica del penlight de Olight es capaz de memorizar el último modo usado, encendiendo directamente en este en su siguiente activación (necesitando de 2 segundos de completo apagado para su memorización, en caso contrario encenderá en el siguiente modo).
  • Bloqueo mecánico: Gracias a la rosca anodizada, podemos bloquear la linterna mediante un desenroscado parcial de dicha rosca, evitando así encendidos involuntarios. Al incorporar un interruptor mecánico no hay consumo parasitario.
(Todas las mediciones están tomadas siguiendo el procedimiento ANSI NEMA FL1, tomando como valor el punto más alto de la lectura comprendida entre el segundo 30 y el 120 tras su encendido. Más detalles aquí.)

Como podéis comprobar, el O'Pen sufre de ligeras discordancias entre lo que Olight especifica y lo que la esfera integradora dictamina. En concreto, el modo Alto rinde 200LM reales frente a los solo 180 especificados, aunque esto es compensado por los 36LM reales frente a los 50 teóricos del modo Medio, y los 3.5LM medidos frente a los 5LM especificados. En general, el reparto de intensidades parece bien espaciado para el tipo de uso al que esta linterna está destinada.

RENDIMIENTO:
El runtime del modo Alto del O'Pen es corto, pero con una salida realmente alta para el tipo de baterías que emplea. Podemos ver como la salida parece estar bien regulada, y tras el típico bajón inicial producido por la temperatura y caída de voltaje de las baterías, la linterna ofrece unos nada despreciables 180LM lineales por unos 35 minutos, momento en el que el penlight cae fuera de regulación y tras una gran caída comienza un gradual declive de la luz, sin llegar a cortar en seco en ningún momento.

Para hacernos una idea de su eficiencia, la única linterna 2x AAA con la que puedo comparar es la ya antigua alternativa de Nextorch, el Penlight K3 que vimos hace ya bastante tiempo. Como podéis apreciar, aun con la gran potencia del modo Alto de la Olight, queda claro que la eficiencia está un paso por delante al del ya antiguo penlight de Nextorch.
Por último, vamos a comprar el O'Pen frente a su hermana de llavero, la archiconocida y popular Olight i3S, que funciona con solo una batería AAA. Es interesante ver como con el doble de voltaje de entrada, el O'Pen muestra una curva similar al de la i3S. Para comprobar a groso modo la eficiencia, imaginad que podemos medir el área que la línea de cada linterna delimita entre los ejes X e Y. El O'Pen, por su diferencia en alimentación, debería tener un área el doble de grande para igualar la eficiencia con la i3S. Sin embargo, a simple vista parece que no solo dobla, sino que supera ampliamente el área delimitada por la i3S. El driver diseñado para el O'Pen es capaz de extraer más de dos baterías AAA que lo que el driver de la i3S saca de una sola AAA, desde un punto de vista objetivo.

PROYECCIÓN:
Por las reducidas dimensiones del reflector, está claro que estamos ante una linterna muy inundadora que sacrifica el alcance para ofrecer una iluminación amplia y bastante homogénea que resultará útil en distancias cortas o interiores, aunque al no prescindir completamente de reflector consigue una proyección con un hotspot enorme por lo que el alcance está algo por delante de otras linternas completamente inundadoras sin reflector.
El tinte del XP-G2 es, como en la i3S, blanco frío con una marcada tendencia tirando al verdoso.




La proyección me parece muy acertada para una linterna de uso profesional, pero dentro de un entorno controlado como puede ser el mantenimiento o la inspección de maquinaria. Gracias al gran hotspot no será necesario andar orientando el hotspot, y los distintos modos resultarán muy útiles, siendo el modo Medio el que más he utilizado para todo tipo de situaciones en este tipo de trabajos.
A modo de curiosidad, incluye esta divertida comparación entre el rendimiento máximo ofrecido por el O'Pen y la archiconocida MiniMaglite AAA incandescente, la linterna que antes de la era LED me hacía de herramienta de uso diario en las tareas de inspección diarias.

CONCLUSIÓN PERSONAL:
Por fin un penlight en el que se puede confiar. Los que por motivos profesionales necesitamos de una pequeña linterna para la inspección mecánica en el interior de líneas de producción siempre hemos soñado con una herramienta capaz de ofrecernos un todo-en-uno en el que dentro de un formato portable y discreto, podamos llevar en nuestro bolsillo delantero del mono de trabajo una linterna capaz de cubrir nuestras necesidades más básicas de iluminación en áreas controladas. 
AAA · Bronte RA02 · MiniMag AAA · Olight O'pen · Nextorch K3 · Fenix E21 (2x AA) · MiniMag Pro+ (2x AA)
Hasta hace algunos años, en mi mono de trabajo siempre hubo una MiniMag AAA con el clip instalado del revés y la linterna insertada en el típico bolsillo para el bolígrafo, con la sobredimensionada cabeza hacia fuera. 
El O'Pen entra perfectamente como si de un bolígrafo se tratase, y gracias a su interruptor trasero es mucho más cómoda de utilizar, y nos olvidamos del engorroso proceso de enfocado de la pequeña maglite, así como de su limitada potencia.
Bronte RA02 · Olight O'pen · Nextorch K3
No me gusta: La única pega que le pongo al penlight de Olight es el quizás demasiado potente modo Alto, en el que tenemos una salida de luz sorprendente pero en contrapartida sacrificamos mucho su runtime. Quizás yo habría optado por un modo máximo menos potente, en pro de un runtime algo mayor, o un stepdown controlado por tiempo reduciendo su salida a digamos 120LM a los pocos minutos, con lo que tendríamos potencia puntual y un runtime aceptable.

Me gusta: El aspecto elegante del penlight de Olight es uno de sus mayores atractivos desde mi punto de vista personal. Sin inspeccionarlo con atención, es difícil advertir que se trata de una linterna. Su construcción mecánica es bastante buena, por lo que tiene pinta de aguantar muy bien el uso descuidado y el abuso laboral. Sus modos están en sintonía con el uso típico al que estas linternas son sometidas, un bajo realmente útil, un medio polivalente y un alto para esos momentos puntuales donde necesitamos de ese extra de potencia. Aunque su runtime en el modo Alto no es espectacular, hay que tener muy en cuenta el tipo de baterías que utiliza. Me gusta mucho la ausencia de modos estroboscópicos, poco o nada útiles en linternas de este estilo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Hola!
Debido al spam, todos los comentarios se moderan. No te preocupes si tu comentario no aparece al instante, ya que tenemos que verificar que no se trata de publicidad fraudulenta.
Disculpa las molestias!